Consejos nutricionales

Astenia primaveral

Astenia primaveral: adaptarse con una alimentación sana y equilibrada

La astenia primaveral es un conjunto de síntomas asociados a factores externos como el aumento de la temperatura ambiental con la llegada del buen tiempo, días más largos que aumentan el cansancio, provocan trastornos del sueño, ... y que dificultan el ritmo de vida habitual aunque no nos debemos preocupar ya que acostumbra a remeter al cabo de unos días.

Respetar las horas de sueño, beber abundante agua y llevar una alimentación sana y equilibrada facilitará la adaptación a estos cambios.

Es importante también, aprovechar esta época en la que aumenta la diversidad de frutas y verduras para cargar vitaminas:

- Vitamina C: presente en naranjas, fresas, kiwis, tomates, espinacas, ... es un potente antioxidante natural y un aliado de nuestras defensas.

- Vitamina B6: presente mayoritariamente en plátanos favorece ela creación de globulos blancos.

- Vitamina B2: presente en verduras, ayuda a mejorar el metabolismo.

- Vitamina A: presente en espinacas, zanahorias, tomates, albaricoques; esta vitamina es buena para la vista y nos protejerá de los efectos perjudiciales del aumento de horas de sol.

- Vitamina E: presente en el aceite de oliva y en distintas verduras es un  un antioxidante muy potente.

- Ácido fólico: presente en vegetales de hoja verde es importante para el crecimiento celular.

Es decir, acompañar los platos de una buena ensalada y acabar con una buena dosis de fruta nos ayudará a sobreponernos al cansancio!

Anna Vila i Martí

Miembro del Consejo Científico de la Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarle publicidad personalizada a través del análisis de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra Política de Cookies. ACEPTO